PASODOBLE. ESPAÑA. Tiny Ferreiro: «Amor que vienes cantando» y «Campanero jerezano».

Tiny Ferreiro es un cantante andaluz, de ascendencia gallega, especializado sobre todo en el género del pasodoble, pero que toca la canción española en general, es decir los géneros genuinamente españoles. Aquí canta dos pasodobles el primero de ellos, Amor que vienes cantando, a dúo con una voz femenina.

ESPAÑA.  Tiny Ferreiro:  <<Amor que vienes cantando>>
LETRA DE LA CANCIÓN:
Me encontré con dos camino [= caminos] al pasearme por la vía.Y mi norte no encontraba. Por el uno yo bajaba, por el otro tú subía [= subías].
Me quisiste echar a un lado, y el gesto no te sirvió, que viniste a dar, al cabo, por donde subía yo.
Amor que vienes cantando. Amor que vienes cantando. Es gloria y es ilusión. Es gloria y es ilusión.Como te estaba esperando… Como te estaba esperando, entraste en mi corazón. Entraste en mi corazón.Entraste en mi corazón. Entraste en mi corazón.Y amor que vienes cantando. Y amor que vienes cantando.
Esquivamos nuestro rumbo sin pensar en el cariño.Cuando más quieres marcharte y pretendes alejarte, más se juntan los camino [= caminos].
Pretendimos el destino marcarlo nosotros dos. Y en la vida nadie cuenta que el rumbo lo marca Dios.
Cuando la jota se oye… Cuando la jota se oye al pie del mismo Pilar. Al pie del mismo Pilar.Hasta el Ebro se levanta. Hasta el Ebro se levanta para escucharla cantar. Para escucharla cantar.Para escucharla cantar, para escucharla cantar cuando la jota se oye. Cuando la jota se oye.

ESPAÑA.  Tiny Ferreiro:  <<Campanero jerezano>>

LETRA DE LA CANCIÓN:

Como una rosa marchita que nadie quiere coger llora en su reja floría [= florida] la niña de la Merced.
Y a cantarle amores llegó una mañana un mozo gitano que la enamoró.
Y la jerezana al fin sonreía, y a los cuatro vientos la niña cantó:
<<Campanero. Campanero del barrio de la Merced: echa a doblar tus campanas, que ha nacío [= nacido] mi querer.
Diles que canten conmigo y este cariño gitano. Y echa a doblar tus campanas, campanero jerezano>>.
Frente a su reja florida quiere ocultar su dolor. La jerezana bonita con pena se marchitó.
Porque aquel gitano que tanto quería, del brazo de otra, riendo, pasó.Y la jerezana ya no sonreía, y a los cuatro vientos su pena cantó:
<<Campanero. Campanero del barrio de la Merced: echa a doblar tus campanas, que ya ha muerto mi querer.
Y diles que lloren conmigo mi desengaño gitano. Y echa a doblar tus campanas, campanero jerezano>>.
<<Echa a doblar tus campanas, que ya ha muerto mi querer. Y diles que lloren conmigo mi desengaño gitano. Y echa a doblar tus campanas, campanero… Ay, campanero jerezano>>.